Quema de islas: “Estas prácticas centenarias deben erradicarse”, afirmó Gasparutti

El subsecretario de Protección Civil de Santa Fe y designado subsecretario de Gestión del Riesgo y Protección Civil de la Nación, Gabriel Gasparutti, analizó la situación que se vive con los constantes incendios de las islas del Delta del Paraná.

En declaraciones realizadas al programa A Quien Corresponda (Radio De la Plaza), Gasparutti lamentó que “los incendios se están produciendo en toda la provincia” y comentó que se encuentra “desde hace ocho días en el centro de operaciones del aeródromo de Alvear, al sur de Rosario, trabajando con el incendio de las islas del Delta, frente a Rosario”.

Detalló que “comenzó el operativo hace unos nueve días atrás con dos focos bastante importantes y nos parecía que sería una situación de menor envergadura que el anterior, de hace 15 días atrás, pero se fue agravando y agrandando y cada día hay más focos”.

En tal sentido, describió que “domingo y lunes fueron dos días terribles, con un foco frente a Puerto General San Martín y ahora otro frente a Pueblo Ester y Alvear. Anoche se trabajó hasta las 21 aproximadamente lo que no es muy recomendable pero debido a la situación de peligro, con viviendas de las islas que corrían mucho peligro de ser arrasadas por el fuego, se envió una dotación de brigadistas con motobombas y trabajó el helicóptero con el balde hasta altas horas de la noche. Fue una situación muy complicada”.

“Nos queda claro y no tengo la más mínima duda de que cada día nos encienden nuevos focos”, lamentó.

Gasparutti agregó que “ayer hubo un incendio muy complicado en Bella Italia con una autobomba quemada y un bombero con quemaduras en el 25% de su cuerpo, que si bien está estable en terapia intensiva y está bien, pero se están dando situaciones como consecuencia de la tremenda sequía que se está viviendo en que la gente prende fuego y no tiene noción de las dimensiones y del daño que puede causar”. Calificó que “prender un rastrojo de mil hectáreas es casi rayano a la locura”.

En tanto, analizó que “en el tema de las islas de Entre Ríos, ya no tenemos ninguna duda –porque incluso lo están viendo los expertos del Sistema Nacional de Manejo del Fuego que están trabajando en el centro de operaciones de Alvear- que de forma permanente nos están incendiando las islas”.

Mencionó que ante ello “está trabajando el grupo de operaciones de Albatros –que son tropas especiales de Prefectura- y la policía de islas de Entre Ríos; se aprehendió a varias personas y hay causas judiciales”. Comentó que “se envió toda la información al fiscal Federal de Entre Ríos, que estuvo el sábado en el centro de operaciones, y a quien se le aporto la geo localización de los focos de fuego para que pueda pedir la información catastral correspondiente”.

En este contexto, el funcionario apuntó que “hubo gente a quien se la encontró prendiendo fuego y dijo que se les había caído una colilla de cigarrillo, por lo cual le envié al fiscal un estudio científico hecho por la Dirección de Parques Nacionales y la Universidad donde se demuestra que una colilla de cigarrillo jamás podría provocar un incendio forestal, con lo cual han mentido y ahora el fiscal hará lo que considere necesario”.

Prácticas centenarias que deben erradicarse

A la hora de hacer un análisis de la situación, Gasparutti afirmó que “estas prácticas deben erradicarse porque son centenarias y la conciencia ambiental hoy es totalmente distinta” y en tal sentido señaló que “el daño ambiental que se está haciendo a la flora, la fauna y el suelo es terrible, hay animales muertos por todos lados”.

“Estas prácticas deben erradicarse definitivamente. Hay gente que no lo entiende así e incluso hubo productores que hablaron con nosotros, que son dueños de las islas y que están desesperados porque no quieren que les destruyan su medio de vida, mientras hay usurpadores y hay de todo”, refirió.

En ese marco, dijo que habló en varias oportunidades “con la ministra de Gobierno de Entre Ríos, Rosario Romero, quien se mostró muy predispuesta a colaborar y a trabajar juntos, y se están bajando todos los permisos de explotación que estaban otorgados para barajar y dar de nuevo”. Destacó que “esa zona es área protegida por una ley de Entre Ríos pero lisa y llanamente se está violando, porque hay gente que va y prende fuego porque sí, y no le importa nada”.

En tal sentido, reconoció que “no es fácil controlar tantas hectáreas de islas, y esto también tiene que ver con una cuestión de conciencia ciudadana de respetar la ley y de cuidar el medio ambiente”.

Parque nacional ¿sí o no?

Consultado respecto de las soluciones que podría traer la conformación de un Parque Nacional en las islas del Delta, el funcionario sostuvo que “es un tema en discusión en el Ministerio de Ambiente de la Nación” y comentó que su titular “Juan Cabandié estuvo el sábado trabajando con los brigadistas y se quedó todo el día en las islas”.

De todos modos, sostuvo que “ese tipo de decisiones deben ser muy consensuadas, con ambas provincias, con el Ministerio de Ambiente de la Nación, porque los argentinos no podemos daros el lujo de declarar Parque Nacional a 1.100.000 hectáreas y si la gente hiciera las cosas responsablemente y respetando la ley no haría falta”.

En tal sentido, explicó: “Necesitamos como país incrementar la producción ganadera y se podrían hacer explotaciones ganaderas respetando las normas, sin encender fuego, cambiando las prácticas de renovación de pasturas, con un criterio de respeto por la ley y una cultura de cuidado del medioambiente”. “Esto es una cuestión de cultura que incluye el respeto por la ley y el cuidado del medioambiente”, sentenció.

Ante ello, planteó que “tendrá que comenzar a haber gente presa, porque quien no cumple con la ley debe ir preso”. “Hay cierto nivel de hipocresía porque hay productores de la zona de Rosario que putean (sic) en redes sociales por el humo pero se están quemando los campos de ellos o son ellos mismos los que queman. Encima que se viola la ley, se nos burlan en la cara con un altísimo nivel de hipocresía”, se quejó.

Al respecto, afirmó que “el gobierno nacional lleva gastado 30 millones de pesos en los operativos por los incendios en Rosario”.

Por otra parte, dijo tener “un diálogo permanente con la ministra Rosario Romero, y también el gobernador está al tanto del tema, y demostraron predisposición e intención de trabajar en conjunto, por ahí con opiniones dispares respecto del criterio en relación con esta área de conservación, lo cual es respetable porque hay que escuchar todas las opiniones y llegar a un consenso”.

Finalmente, refirió que “en las islas santafesinas frente a Paraná no hay explotación ganadera” y consideró que los incendios de estos lugares “es porque hay falta de conciencia de la gente que a va pescar, cazar o acampar”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.