blog Deportivo Roca superó 3-1 a Cipolletti en el Maiolino y se quedó con el primer partido de la serie eliminatoria. El domingo en la Visera se jugará la revancha del clásico.

   Anoche en el Maiolino, por el primer cruce eliminatorio de Copa Argentina, el que golpeó primer en el 2019 fue Deportivo Roca. El Naranja venció 3-1 a Cipolletti y llega con buena ventaja a la revancha a jugarse el domingo en la Visera.

   Si al primer tiempo le sacamos el contexto, poco habría para rescatar en ese lapso. La importancia de los rivales, enfrentados en un ida y vuelta por Copa Argentina, el gran marco que presentó el Maiolino y el estreno oficial de ambos en el año, le daban un condimento especial al clásico, pero nada más que eso.

   El partido fue decididamente malo al inicio, con más pierna fuerte que ideas y con el Naranja un poco más activo que su rival. De hecho, fue el único de los dos que tuvo chances de desnivelar en la primera mitad y lo hizo a través del mismo jugador.

   A los 35, Kevin Guajardo desvió un tiro libre de Maxi Prioreschi que se fue apenas alto y antes del final del PT, el delantero volvió a ganar de cabeza ante una asistencia de Ostapkiewicz, que obligó a una gran atajada del ex Roca Facundo Crespo.

   Todo lo que no pasó en la etapa inicial, ocurrió en la primera hora del ST. De entrada nomás y luego de una mala salida de Crespo, Lincopán le dio al arco, el remate salió mordido pero en el camino Ostapkiewicz corrigió el disparo y marcó el 1-0. Cipolletti acusó el golpe y cuando se creía que el Depo aprovecharía la ventaja, el Albinegro resucitó con una gran corrida de Enzo Romero, que le ganó en velocidad a Roberti para servirle el gol a Chironi.

   De todas maneras, el Depo volvió a adelantarse gracias a un gran pase de Ostapkiewicz, la figura, para el ingresado Garavano, quien recibió en la medialuna, giró y colocó el balón por encima del cuerpo de Crespo.

   Luego del 2-1, Cipo se quedó con 10 por la expulsión de Chironi y el golpe de gracia se lo dio Guillermo Aguirre a los 40’, que con tiro libre exquisito puso el 3-1 para el Naranja, que ahora irá con cierta tranquilidad a la Visera para jugar la revancha.

Fuente y Foto: Diario Río Negro.